El ritmo de vida y la sociedad actual están completamente ligados al avance de las tecnologías. En los últimos años, el ser humano ha experimentado un crecimiento exponencial que no habría sido posible sin un elemento imprescindible y que solemos pasar por alto: la electricidad. Este crecimiento poblacional y tecnológico viene asociado a una paulatina destrucción de la naturaleza y el medio que habitamos y todas las instalaciones accesorias asociadas a la producción de electricidad (centrales eléctricas, tendidos, consumo de recursos, etc). 

Por este motivo y para crear conciencia acerca de la importancia de un consumo energético responsable se celebra el día 21 de octubre el Día Mundial del Ahorro Energético.

¿Sabías que la energía es el factor que contribuye principalmente al cambio climático y representa alrededor del 60 por ciento de todas las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero?

La sostenibilidad ambiental es una de las mayores preocupaciones de la sociedad actual y Fuente Álamo, al estar desarrollando un Plan Director tiene como meta hacer cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) acordados por Naciones Unidas, entre los cuales se incluye el Objetivo 7 “Energía Asequible y No Contaminante”. 

Acciones como las que se desarrollan en este municipio son la semilla que desencadena acciones mucho mayores y son un ejemplo de acciones reales a favor del medio ambiente.

De hecho, Fuente Álamo ha dado un paso más allá en la consecución de los ODS y la nueva legislación de Cambio Climático y Transición Energética que verá la luz el próximo 2021, habiendo renovado parte de su flota de vehículos municipales, por coches 100 por ciento eléctricos, reduciendo de este modo las emisiones directas de gases contaminantes a la atmósfera.

Por estos motivos, el día 21 de octubre se quiere concienciar a todos los ciudadanos de la importancia de hacer un uso racional de la energía, empleándola de modo responsable y siendo conscientes de que detrás del pulsar un botón hay todo un mundo de fabricación y distribución que se ha hecho a expensas del medio ambiente.

Seamos responsables y hagamos un uso adecuado de los recursos, ahorremos dinero y energía y así conseguiremos posicionar a Fuente Álamo como un referente ambiental dentro de nuestro país.